lunes, 13 de mayo de 2019

Reseña. La Llamada

La primera vez que vi la película me quedé anonadada; algunas veces me pasa eso, es una sensación bastante parecida a cuando terminas un libro y te ha calado tanto que necesitas un momento para respirar, un tiempo para reflexionar, algo así como eso a lo que llaman resaca literaria pero con el mundo audiovisual.

Lo primero que tengo que decir es que las protagonistas me encantan, a Macarena García la vi la primera vez en un capítulo de la serie Hospital Central interpretando un papel de una adolescente lesbiana que me pareció entrañable; otra serie donde me encantó fue en El ministerio del tiempo.

Anna Castillo es mas jovencita pero ya lleva una buena trayectoria también, es una profesional, desde luego, no recuerdo dónde la vi por primera vez pero en esta película me encantó y ya estoy buscando más trabajos suyos.

Belén Cuesta es mas de mi quinta, ha actuado en varias películas y series de televisión así que es muy conocida igualmente y desde luego aquí hace un papelazo.

De primeras puede parecer que la historia no tiene ni pies ni cabeza, que el argumento se sale de fantástico y es quizá incluso algo irreverente si sois católicos apostólicos y romanos como se suele decir, pero a mí me parece un atrevimiento brutal.

Personalmente, me pasé la mitad de la película riendo, los diálogos son para partirse y es que tienen cada ocurrencia, que resulta muy fresca y moderna, con un lenguaje cercano, coloquial con algunos puntos de vulgar donde ves algunas carencias intelectuales de los personajes, pero que vienen al pelo y están muy bien construidas, así que no molestan nada aunque seáis quisquillosos con estos temas.

La trama sucede en un campamento de verano, nuestras dos protagonistas principales son  adolescentes y las otras dos son nada más y nada menos que monjas.

Las chicas más jóvenes parecen las típicas de su edad, les gusta la música del momento, salir de fiesta, los chicos, fumar, alguna que otra droga, desafiar un poco a la autoridad, hacer sin pensar y ver luego las consecuencias...

Según avanza la película, vamos viendo que las protagonistas van cambiando a pasos agigantados, tienen algunos momentos de soledad y reflexión donde ven que ya no se sienten igual que antes, que en realidad desean otras cosas, cosas en las que no habían reparado antes y que a veces es bueno cambiar. 
Se dan cuenta de que no hay que conformarse con la vida que tenemos, sino buscar, cueste  lo que cueste y pese a quien le pese, lo que de verdad nos hace felices.

Es curioso como las cuatro aún siendo tan diferentes acaban empatizando, ayudándose y compartiendo su tiempo, experiencias y llegan a  ser importantes en la vida de las demás.

Si hay algo que me encanta de la historia es la relación entre Susana y María, empiezan como unas niñatas super amigas, después se alejan porque tienen su propio cambio interior que les hace buscar cierta soledad, pero en cuanto se necesitan vuelven como si no hubiera pasado nada, más maduras y queriéndose y apoyándose más que nunca; con una relación sana, íntima, de total confianza y demostrando que son la una para la otra, de las personas más importantes en sus vidas.

La Llamada es, entre otras cosas, un descubrimiento personal de cada protagonista, un despertar sobre ellas mismas y sobre lo que tienen alrededor, un grito al amor libre por el que luchar, sea como sea.

Creo que el mensaje más importante que nos da esta película, que por cierto es la adaptación al cine de una obra de teatro, es que si escuchamos una llamada tenemos que seguirla, aunque nos equivoquemos, pero si es lo que deseamos con todas nuestras fuerzas, por más loco que nos parezca, tenemos que perseguir los sueños.

¿Habéis visto la película o quizá la obra de teatro? Me encantará saber si también habéis sentido una llamada. 

8 comentarios:

  1. Hola! Me ha gustado mucho tú opinión...y cómo no he visto la película creo que vamos a ir a verla. Si te ríes y te hace mirar en tu interior será que deja un poco de huella. Gracias y ya te cuento cuando la vea. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que vale la pena, yo la recomiendo, la verdad. Encantada de verte por aquí de nuevo, te invito a ver entradas antiguas por si te gustan. Nos leemos, un abrazo

      Eliminar
  2. Hola Sara,
    No la he visto... creía que sí pero mi memoria ha fallado jajaja!! hace poco fuimos a ver Timadoras compulsivas. Pero hasta ahí puedo decirte.

    Saludos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola amiga, ya hace tiempo de la peli, es decir que ya no está en cines, pero si tienes oportunidad, te la recomiendo. Estoy poniéndome al día, en cuanto pueda voy a tu blog, que me he perdido muchas entradas. Un abrazo

      Eliminar
  3. Hola Sara, muchas gracias por tu post.
    Feliz día y un saludo desde Almería

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Trini, encantada de verte por aquí, te doy la bienvenida. Espero que te haya gustado la entrada y te animes a ver la peli si aún no la has visto. Feliz día para ti y hasta la próxima, un abrazo

      Eliminar
  4. ¡Hola! A mí también me gustó la peli. Macarena García y Anna Castillo también me gustan mucho. Tienes razón en lo del mensaje, hay que seguir las llamadas
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Marian, muchas gracias por pasarte a leer el post y tomarte unos minutos en comentar. Me encantará verte por aquí siempre que te apetezca, suelo hacer reseñas de pelis, series, libros, cuadros, subo poesías, informo de eventos o escribo mi opinión sobre algún tema que me mueve. Espero que te guste. Un abrazo

      Eliminar